Sobre los Angeles

Salmos 8:4-5 Digo: ¿Qué es el hombre, para que tengas de él memoria, 5 Y el hijo del hombre, para que lo visites? 5 Le has hecho poco menor que los ángeles, Y lo coronaste de gloria y de honra. 6 Le hiciste señorear sobre las obras de tus manos; Todo lo pusiste debajo de sus pies

Los ángeles son seres espirituales, que tienen inteligencia, emociones y voluntad.

En algunos casos en la Biblia se mencionan que han tomado forma humana.

El estudio de los ángeles se denomina “angelología”.

El tema sobre los ángeles tiene fascinado a muchas personas.

Este tema ha sido difundido tanto por la tradición de la iglesia católica y en los últimos años debido a los excesos en la iglesia protestante, también es un tema que se predica en las iglesias como una nueva doctrina.

El tema de hoy lo vamos a analizar lo que la Biblia dice al respecto, para conocer sobre éstos seres espirituales, conocer cual es su función, que hacen, para que fueron hechos y lo relacionado con nosotros.



Sobre los ángeles, los vemos en adornos de navidad, en imágenes de María, algunas veces se representan con niños de meses.

Los vemos en tarjetas de bautizos, en invitaciones a Baby Shower, en aretes, camisetas, y muchas más.

Existen hasta películas, como Angel enamorado, Angeles y demonios, y hasta documentales por TV.

En la iglesia protestante, algunos pastores enseñan que nosotros tenemos la autoridad de mandar que los ángeles hagan nuestra voluntad, al punto que otros creen que pueden mandar a los ángeles, algunos les dan órdenes a título personal otros lo hacen en el nombre de Jesucristo.

Veamos algunos ejemplos de Oración:
Ejemplo 1:
Angel de mi guarda, dulce compañía no me desampares ni de noche ni de día.

Ejemplo 2:
Yo pongo un vallado de ángeles que te protejan los cuatro puntos cardinales de tu casa, desde el norte hasta el sur, desde el este hasta el oeste.

Esta mañana vamos a analizar en la Biblia que nos dice Dios, para saber si es cierto que podemos darles órdenes ya sean a ángeles buenos o malos.

 No existe en la Biblia, ningún pasaje en donde un ser humano le dé orden alguna a los ángeles.
No sale nada parecido en la Biblia, que un hombre le dé órden alguna a algún ángel ni en su propio nombre, para decir: pongo un vallado de ángeles, ni tampoco darle órdenes en el nombre de Jesucristo.

Es un invento o doctrina de hombres, que lo que hacen es apartarnos del eje principal que es Jesucristo.

Existe una Jerarquía Celestial
En el reino celestial, existen además de los ángeles, Arcangeles, Serafines, Querubines, Tronos, Potestades, Principados

En la lectura inicial observamos que el hombre fue hecho, un poco menor que los ángeles, de manera que nos indica que con el hecho de ser un poco menor que los ángeles, indica que los ángeles son mayores que nosotros, en autoridad en inteligencia.

Ejemplo: comparación de altura, comparación de riqueza.
Juan es mas alto que Pedro, indica que Pedro es mas bajo que Juan.

De igual manera si Bill Gates ocupa el 1er lugar de los millonarios en el mundo y Carlos Slim en el 2do lugar, Bill Gates tiene mas dinero o un poco mas de dinero que Carlos Slim.

Con relación a los ángeles la lectura inicial nos indica que ellos tienen un mayor rango que nosotros.

Jesucristo se humilló a si mismo
Hebreos 2:9 Pero vemos a aquel que fue hecho un poco menor que los ángeles, a Jesús, coronado de gloria y de honra, a causa del padecimiento de la muerte, para que por la gracia de Dios gustase la muerte por todos. 

Nuestro Señor Jesucristo, siendo Dios tomó la forma de siervo, la forma de hombre, por eso vemos en esta lectura que se hizo un poco menor que los ángeles (igual que los hombres), para poder sufrir y padecer como un hombre.

Si no hubiera tomado la forma de hombres (menor que los ángeles) no hubiera sentido ni padecido ningún dolor, ni hubiera muerto por nuestros pecados.

Dios es el que envía ángeles para hacer su voluntad
Lucas 1:19 Respondiendo el ángel, le dijo: Yo soy Gabriel, que estoy delante de Dios; y he sido enviado a hablarte, y darte estas buenas nuevas.

En esta lectura Dios manda al ángel Gabriel a darle las buenas nuevas a Zacarías para decirle que su mujer que no podía tener hijos, iba a salir embarazada.

No sale registrado en la Biblia, que Zacarías le haya pedido a Dios que envíe su ángel.

Sino que fue Dios quien conforme su voluntad y sus propósitos (como es el nacimiento de Juan el Bautista que iba a preparar el camino a Jesucristo), el que envió al ángel Gabrial para anunciarles las buenas nuevas a Zacarías.

La enseñanza que los creyentes tienen control sobre los ángeles es una falsa doctrina.

Hay una lectura que ha sido mal interpretada, y manipulada acerca de mandar a los ángeles:

Es tanto el engaño que hay falsos pastores, que enseñan a sus seguidores a llamar a los ángeles y darles órdenes a los ángeles basados en el siguiente versículo.

Hebreos 1:14 ¿No son todos espíritus ministradores, enviados para servicio a favor de los que serán herederos de la salvación?

Para comprender esta lectura vamos a leer el contexto, en los versos anteriores, que se refiere a nuestro Señor Jesucristo:

Hebreos 1:5-6 Porque ¿a cuál de los ángeles dijo Dios jamás: Mi Hijo eres tú, Yo te he engendrado hoy y otra vez: Yo seré a él Padre, Y él me será a mí hijo? 6 Y otra vez, cuando introduce al primogénito en el mundo, dice:  Adórenle todos los ángeles de Dios.

Hebreo 1:13 Pues, ¿a cuál de los ángeles dijo Dios jamás: Siéntate a mi diestra, Hasta que ponga a tus enemigos por estrado de tus pies?

Solo Jesucristo puede sentarse a la diestra de Dios, y no los ángeles, lo que nos indica, que tiene mayor autoridad que los ángeles.

Cuando llegamos al verso 14, dice que los ángeles son espíritus ministradores, (o que están al servicio), que son enviados (por Dios/Jesucristo), para ejecutar las ordenes divinas de Dios.

Dios/Jesucristo reina, ellos les sirven.

Los ángeles nos van a ayudar, para cumplir la voluntad de Dios, pero no para cumplir la voluntad nuestra.

Leamos un caso en donde Dios manda ángeles

Daniel en la fosa de los leones:

1.- Primero le tienden la trampa
Daniel 6:7-10 Todos los gobernadores del reino, magistrados, sátrapas, príncipes y capitanes han acordado por consejo que promulgues un edicto real y lo confirmes, que cualquiera que en el espacio de treinta días demande petición de cualquier dios u hombre fuera de ti, oh rey, sea echado en el foso de los leones. 8 Ahora, oh rey, confirma el edicto y fírmalo, para que no pueda ser revocado, conforme a la ley de Media y de Persia, la cual no puede ser abrogada. 9 Firmó, pues, el rey Darío el edicto y la prohibición. 10 Cuando Daniel supo que el edicto había sido firmado, entró en su casa, y abiertas las ventanas de su cámara que daban hacia Jerusalén, se arrodillaba tres veces al día, y oraba y daba gracias delante de su Dios, como lo solía hacer antes.

La trampa que le tienden a Daniel, fue que engañaron a rey Darío para que al firmar la ley y comprobaran que Daniel le oraba a Dios, que era otro “dios”, para ellos, el rey lo echara en la fosa de los leones.

2.- Le informan al rey Darío
Daniel 6:11-13 Entonces se juntaron aquellos hombres, y hallaron a Daniel orando y rogando en presencia de su Dios. 12 Fueron luego ante el rey y le hablaron del edicto real: ¿No has confirmado edicto que cualquiera que en el espacio de treinta días pida a cualquier dios u hombre fuera de ti, oh rey, sea echado en el foso de los leones? Respondió el rey diciendo: Verdad es, conforme a la ley de Media y de Persia, la cual no puede ser abrogada. 13 Entonces respondieron y dijeron delante del rey: Daniel, que es de los hijos de los cautivos de Judá, no te respeta a ti, oh rey, ni acata el edicto que confirmaste, sino que tres veces al día hace su petición.

3.- El rey la piensa para liberar a Daniel, pero tiene que cumplir la ley
Daniel 6:14-15 Cuando el rey oyó el asunto, le pesó en gran manera, y resolvió librar a Daniel; y hasta la puesta del sol trabajó para librarle. 15 Pero aquellos hombres rodearon al rey y le dijeron: Sepas, oh rey, que es ley de Media y de Persia que ningún edicto u ordenanza que el rey confirme puede ser abrogado. 

4.- Dios envía un ángel para salvar a Daniel
Daniel 6:16-22 Entonces el rey mandó, y trajeron a Daniel, y le echaron en el foso de los leones. Y el rey dijo a Daniel: El Dios tuyo, a quien tú continuamente sirves, él te libre. 17 Y fue traída una piedra y puesta sobre la puerta del foso, la cual selló el rey con su anillo y con el anillo de sus príncipes, para que el acuerdo acerca de Daniel no se alterase. 18 Luego el rey se fue a su palacio, y se acostó ayuno (sin comes); ni instrumentos de música fueron traídos delante de él, y se le fue el sueño. 19 El rey, pues, se levantó muy de mañana, y fue apresuradamente al foso de los leones. 20 Y acercándose al foso llamó a voces a Daniel con voz triste, y le dijo: Daniel, siervo del Dios viviente, el Dios tuyo, a quien tú continuamente sirves, ¿te ha podido librar de los leones? 21 Entonces Daniel respondió al rey: Oh rey, vive para siempre. 22 Mi Dios envió su ángel, el cual cerró la boca de los leones, para que no me hiciesen daño, porque ante él fui hallado inocente; y aun delante de ti, oh rey, yo no he hecho nada malo. 

Vemos que en esta lectura Daniel no pidió, ni ordenó a los ángeles que los protegieran.

Es Dios que va a enviar por su voluntad a los ángeles para nuestra ayuda.

El rey da su recompensa a los que querían dañar a Daniel
Daniel 6:23-24 Entonces se alegró el rey en gran manera a causa de él, y mandó sacar a Daniel del foso; y fue Daniel sacado del foso, y ninguna lesión se halló en él, porque había confiado en su Dios. 24 Y dio orden el rey, y fueron traídos aquellos hombres que habían acusado a Daniel, y fueron echados en el foso de los leones ellos, sus hijos y sus mujeres; y aún no habían llegado al fondo del foso, cuando los leones se apoderaron de ellos y quebraron todos sus huesos.

No habían llegado al fondo cuando los leones se los comieron.

Veamos otro caso, cuando Pedro esta encarcelado
Hechos 12:5 Así que Pedro estaba custodiado en la cárcel; pero la iglesia hacía sin cesar oración a Dios por él.

Vemos que en esta lectura estando Pedro preso, la iglesia estaba orando sin cesar a Dios por él.

Vamos a estudiar en el contexto que Pedro no le dio ninguna orden a ningún ángel para que lo librara de la cárcel.

Hechos 12:6-11 Y cuando Herodes le iba a sacar, aquella misma noche estaba Pedro durmiendo entre dos soldados, sujeto con dos cadenas, y los guardas delante de la puerta custodiaban la cárcel. 7 Y he aquí que se presentó un ángel del Señor, y una luz resplandeció en la cárcel; y tocando a Pedro en el costado, le despertó, diciendo: Levántate pronto. Y las cadenas se le cayeron de las manos. 8 Le dijo el ángel: Cíñete, y átate las sandalias. Y lo hizo así. Y le dijo: Envuélvete en tu manto, y sígueme. 9 Y saliendo, le seguía; pero no sabía que era verdad lo que hacía el ángel, sino que pensaba que veía una visión. 10 Habiendo pasado la primera y la segunda guardia, llegaron a la puerta de hierro que daba a la ciudad, la cual se les abrió por sí misma; y salidos, pasaron una calle, y luego el ángel se apartó de él. 11 Entonces Pedro, volviendo en sí, dijo: Ahora entiendo verdaderamente que el Señor ha enviado su ángel, y me ha librado de la mano de Herodes, y de todo lo que el pueblo de los judíos esperaba. 

El verso 11, habla por sí solo.

El apóstol Pedro, dice: “ahora entiendo verdaderamente que Dios ha enviado a su ángel”.

Ahí está la respuesta a tanto misterio que han formado acerca de que nosotros podemos darles órdenes a los ángeles ni en nuestro nombre, como los que dicen yo pongo, yo declaro, yo decreto, ni tampoco porque digamos en el nombre de Jesucristo, los ángeles van a obedecernos.

Esta frase que dijo Pedro nos debe quedar en nuestras mentes: “Ahora si entiendo verdaderamente que Dios envía a los ángeles”

No somos nosotros, ni es porque lo pidamos. Ni aunque mencionemos el nombre de Jesucristo.

Es por la voluntad de Dios, para sus propósitos, como lo es que todos alcancemos la salvación.

En los versos siguientes Pedro llega a la iglesia (congregación)

Los cristianos que oraban por Pedro fueron tan sorprendidos cuando él llegó a su puerta, que casi no le dejaban entrar.

Ellos oraban pidiendo a Dios, pero no habían ordenado a ningún ángel rescatarlo.

Hechos 12:12 Y habiendo considerado esto, llegó a casa de María la madre de Juan, el que tenía por sobrenombre Marcos, donde muchos estaban reunidos orando.

Hechos 12:16 Mas Pedro persistía en llamar; y cuando abrieron y le vieron, se quedaron atónitos.
Lo que aprendemos de este tema, es que debemos pedir en oración a Dios por nuestras necesidades, agradecer por su misericordia.

No es dando órdenes a los ángeles porque somos menores que ellos, ellos tienen más autoridad que nosotros.

Ni mucho menos darles órdenes en el nombre de Jesucristo, ya que vimos que esto no es bíblico.
Los ángeles no van a obedecer nuestra voluntad o deseos, ellos están al servicio de Dios, bajo Su voluntad.

Romanos 8:28 Y sabemos que a los que aman a Dios, todas las cosas les ayudan a bien, esto es, a los que conforme a su propósito son llamados.

Que Dios te bendiga y te guarde

0 comentarios:

Publica tu comentario en la entrada

Si dejas tu comentario como Anónimo, favor usa un sobre nombre si deseas guardar tu identidad.

Tu correo electrónico no será publicado.

Que Dios te bendiga y te guarde