La nueva criatura

2 Corintios 5:17 De modo que si alguno está en Cristo, nueva criatura es; las cosas viejas pasaron; he aquí todas son hechas nuevas.

La palabra nueva criatura da a entender una naturaleza nueva, distinta de cualquier cosa existente anteriormente.

Esto nos quiere decir que debemos ser diferentes a lo que éramos antes.

Porque las cosas viejas como nuestras costumbres o pecados ya no existen, ya pasaron, por eso en esta nueva criatura todas las cosas son hechas nuevas.

Somos nuevas criaturas?

Esta pregunta tiene que ver con nuestra relación personal con Jesucristo.

Todos los creyentes deberíamos de ser nuevas criaturas.

Porque Dios transforma todo nuestro ser y lo que hacíamos antes ya no lo hacemos porque es pecado.

Porqué hay cristianos que dicen ser nuevas criaturas pero actúan igual que antes?



Porque nuestra nueva naturaleza espiritual aún reside en nuestros antiguos cuerpos carnales.

La antigua naturaleza está muerta, pero la nueva naturaleza aún tiene que batallar con la antigua “casa” en la que vive.

En la nueva naturaleza, el mal y el pecado ya no controlan al creyente como antes lo hacían.

Analicemos lo que dice esta lectura:

1.- Si alguno está en Cristo

Qué es estar en Cristo?

No es solo conocer quien fue Jesucristo.

No.

Es vivir como El vivió, es tener el carácter que El tuvo, es tener una relación personal con El.

No es conocer de Jesucristo.

Es que Cristo more en nosotros.

Esto hará un cambio total en nuestras vidas.

Jesucristo nos habló de esto en la parábola de la vid verdadera

Juan 15:4-6 Permaneced en mí, y yo en vosotros. Como el pámpano no puede llevar fruto por sí mismo, si no permanece en la vid, así tampoco vosotros, si no permanecéis en mí. 5 Yo soy la vid, vosotros los pámpanos; el que permanece en mí, y yo en él, éste lleva mucho fruto; porque separados de mí nada podéis hacer. 6 El que en mí no permanece, será echado fuera como pámpano, y se secará; y los recogen, y los echan en el fuego, y arden. 

Estar en Jesucristo es Permanecer en Jesucristo, de la misma forma que una rama separada de la vid ya no permanece.

Estar en Jesucristo es vivir una vida alejada del mundo y sus deseos.

2.- nueva criatura es

Toda persona que ha aceptado a Jesucristo como su Salvador, ha comenzado una nueva vida.

Al igual que una criatura se va formando en el vientre de una madre hasta llegar al nacimiento del niño, de igual forma el creyente va creciendo y va experimentando un nuevo nacimiento.

Cuando llegamos a Jesucristo y lo recibimos es cuando comienza una nueva vida.

Y este crecimiento debe ser progresivo tanto en el aspecto espiritual como el emocional.

Ezequiel 11:19-20 Y les daré un corazón, y un espíritu nuevo pondré dentro de ellos; y quitaré el corazón de piedra de en medio de su carne, y les daré un corazón de carne, 20 para que anden en mis ordenanzas, y guarden mis decretos y los cumplan, y me sean por pueblo, y yo sea a ellos por Dios.

Dios va a poner en nosotros un corazón de carne, en lugar del corazón de piedra.

Porque va a hacer de nosotros una nueva creación.

Gálatas 6:15 Porque en Cristo Jesús ni la circuncisión vale nada, ni la incircuncisión, sino una nueva creación.

Esta nueva creación se refiere a ser un nuevo hombre.

Efesios 4:22-24 En cuanto a la pasada manera de vivir, despojaos del viejo hombre, que está viciado conforme a los deseos engañosos, 23 y renovaos en el espíritu de vuestra mente, 24 y vestíos del nuevo hombre, creado según Dios en la justicia y santidad de la verdad.

Esta lectura tiene mucha sabiduría.

Nos dice que nuestra pasada manera de vivir estaba viciada por los deseos y pecados engañosos del mundo y más bien nos dice que debemos renovar en el espíritu de nuestra mente.

Debemos de cambiar mental y espiritualmente.

Para luego vestirnos del nuevo hombre, creado en la justicia y santidad de la verdad.

Si no nos vestimos del nuevo hombre no somos nuevas criaturas

Si alguien dice llamarse cristiano y aún no ha cambiado su pasada manera de vivir, ni se ha revestido del hombre nuevo, es solo un cristiano convencido pero no convertido.

Los cristianos convencidos no forman parte de la Iglesia de Jesucristo.

Están congregados en una iglesia pero no forman parte de la Iglesia de Jesucristo hasta que sean creyentes convertidos, hasta que nazcan de nuevo, hasta que sean revestidos del hombre nuevo.

3. las cosas viejas pasaron todas son hechas nuevas

Veamos un ejemplo de las cosas que ya pasaron.

Ejemplo: el mal carácter

Si alguien insulta a una mujer y esta comienza a gritar, maldecir, o hasta pelear, etc. Que podemos pensar de ella? Acerca de su espíritu?

Podemos pensar que está endemoniada, Verdad?

Pero si en lugar de responder, esta mujer no responde nada, o dice: tiene Ud. razón, que Dios la bendiga, o más bien la respuesta de esta mujer, es conforme la palabra de Dios, que hace que quien la insultó sepa que no hizo bien.

Que podemos pensar de esta mujer?

Que Cristo está en su corazón?

Claro, así es.

Porque una persona convertida no puede actuar de la misma manera violenta que las otras.

Se calla, no responde el insulto.

Veamos en la biblia cuando alguien insultó al rey David:
2 Samuel 16:5-10 Y vino el rey David hasta Bahurim; y he aquí salía uno de la familia de la casa de Saúl, el cual se llamaba Simei hijo de Gera; y salía maldiciendo, 6 y arrojando piedras contra David, y contra todos los siervos del rey David; y todo el pueblo y todos los hombres valientes estaban a su derecha y a su izquierda. 7 Y decía Simei, maldiciéndole: ¡Fuera, fuera, hombre sanguinario y perverso! 8 Jehová te ha dado el pago de toda la sangre de la casa de Saúl, en lugar del cual tú has reinado, y Jehová ha entregado el reino en mano de tu hijo Absalón; y hete aquí sorprendido en tu maldad, porque eres hombre sanguinario. 9 Entonces Abisai hijo de Sarvia dijo al rey: ¿Por qué maldice este perro muerto a mi señor el rey? Te ruego que me dejes pasar, y le quitaré la cabeza. 10 Y el rey respondió: ¿Qué tengo yo con vosotros, hijos de Sarvia? Si él así maldice, es porque Jehová le ha dicho que maldiga a David. ¿Quién, pues, le dirá: ¿Por qué lo haces así? 

El rey David tenía autoridad para quitarle la vida a Simei por maldecirlo.

Pero dejó en manos de Dios, con quien Simei dará cuentas.

Porque dice la Biblia: que de Dios es la venganza.

Romanos 12:17-21 No paguéis a nadie mal por mal; procurad lo bueno delante de todos los hombres. 18 Si es posible, en cuanto dependa de vosotros, estad en paz con todos los hombres. 19 No os venguéis vosotros mismos, amados míos, sino dejad lugar a la ira de Dios; porque escrito está: Mía es la venganza, yo pagaré, dice el Señor. 20 Así que, si tu enemigo tuviere hambre, dale de comer; si tuviere sed, dale de beber; pues haciendo esto, ascuas de fuego amontonarás sobre su cabeza. 21 No seas vencido de lo malo, sino vence con el bien el mal. 

Los creyentes que son nuevas criaturas, no buscan como desquitarse, como vengarse cuando alguien les ha hecho daño.

Sino que dice la palabra de Dios, que aún a nuestros enemigos debemos darle de comer si tienen hambre o darles agua si nos piden para calmar su sed.

Ascuas de fuego: brasas o carbones encendidos.

No puede ser nuestra forma de pensar como antes: de que me las paga me las paga, o desearle un “mal cristiano” como los que dicen: “que la maldición de Dios caiga sobre su vida”

Salmos 11:5-6 Jehová prueba al justo; Pero al malo y al que ama la violencia, su alma los aborrece. 6 Sobre los malos hará llover calamidades; Fuego, azufre y viento abrasador será la porción del cáliz de ellos. 

Mientras les devolvemos favores a nuestros enemigos, estamos dejando en las manos de Dios la venganza que como carbones encendidos caerán sobre sus cabezas.

Quienes somos nosotros para maldecir a alguien?

No debemos pagar mal con mal.

1Pedro 3:8-9 Finalmente, sed todos de un mismo sentir, compasivos, amándoos fraternalmente, misericordiosos, amigables; 9 no devolviendo mal por mal, ni maldición por maldición, sino por el contrario, bendiciendo, sabiendo que fuisteis llamados para que heredaseis bendición. 

Los herederos de la bendición solamente pueden bendecir, no deben maldecir.

Lo que nos dice que los que no heredan la bendición con los que maldicen.

Dejemos que de ellos se encargue Dios.

La nueva criatura

Ser una nueva criatura, significa que ha habido en nosotros una re-creación en donde Dios nos ha dado una serie de sentidos, valores y principios espirituales que antes no teníamos ni conocíamos.

Cambios que tenemos al ser nuevas criaturas:

1.- ya no somos ciegos espirituales, vemos con ojos espirituales
2.- ya no somos sordos espirituales, y escuchamos y obedecemos la palabra de Dios.
3.- ya no tenemos nuestras mentes en tinieblas, ya tenemos discernimiento para saber la diferencia entre lo que es bueno y lo malo.
4.- ya no tenemos el corazón endurecido, sino corazón de carne, corazones vivos a las cosas del Espírito Santo.
5.- antes no teníamos esperanza, hoy tenemos esperanza de vida eterna en Jesucristo

Efesios 2:12-13 En aquel tiempo estabais sin Cristo, alejados de la ciudadanía de Israel y ajenos a los pactos de la promesa, sin esperanza y sin Dios en el mundo. 13 Pero ahora en Cristo Jesús, vosotros que en otro tiempo estabais lejos, habéis sido hechos cercanos por la sangre de Cristo. 

Antes estábamos alejados de la ciudadanía de Israel y no formábamos parte de los pactos de la promesa.

Estábamos sin esperanza y sin Dios en el mundo.

Pero ahora en Cristo estamos cerca de Dios por la sangre que Cristo derramó por nuestros pecados.

El viejo hombre y el nuevo hombre
Esto dos hombres se refieren a nacer de nuevo a ser una nueva criatura.

En la biblia se encuentra titulado la vida antigua y la nueva

Col 3:5-9 Haced morir, pues, lo terrenal en vosotros: fornicación, impureza, pasiones desordenadas, malos deseos y avaricia, que es idolatría; 6 cosas por las cuales la ira de Dios viene sobre los hijos de desobediencia, 7 en las cuales vosotros también anduvisteis en otro tiempo cuando vivíais en ellas. 8 Pero ahora dejad también vosotros todas estas cosas: ira, enojo, malicia, blasfemia, palabras deshonestas de vuestra boca. 9 No mintáis los unos a los otros, habiéndoos despojado del viejo hombre con sus hechos, 

Todos estos pecados son los que se hacen antes de nacer de nuevo, antes de ser nueva criatura.

Donde vemos que habla de fornicación, impureza, pasiones desordenadas, malos deseos, avaricia, ira, enojo, malicia, blasfemia, palabras deshonestas, mentir, etc.

Colosenses 3:10-13 y revestido del nuevo, el cual conforme a la imagen del que lo creó se va renovando hasta el conocimiento pleno, 11 donde no hay griego ni judío, circuncisión ni incircuncisión, bárbaro ni escita, siervo ni libre, sino que Cristo es el todo, y en todos. 12 Vestíos, pues, como escogidos de Dios, santos y amados, de entrañable misericordia, de benignidad, de humildad, de mansedumbre, de paciencia; 13 soportándoos unos a otros, y perdonándoos unos a otros si alguno tuviere queja contra otro. De la manera que Cristo os perdonó, así también hacedlo vosotros.

Este nuevo hombre debe ser conforme a la imagen de Jesucristo.

Es un cambio paulatino hasta llegar al conocimiento pleno, en donde Jesucristo es el todo.

Debemos vestirnos (comportarnos, actuar, vivir) como escogidos de Dios.

Vivir como Santos, apartados del mundo y sus deseos, perdonándonos unos a otros, así como Jesucristo lo hizo con nosotros.

Que Dios te bendiga y te guarde

0 comentarios:

Publica tu comentario en la entrada

Si dejas tu comentario como Anónimo, favor usa un sobre nombre si deseas guardar tu identidad.

Tu correo electrónico no será publicado.

Que Dios te bendiga y te guarde